L’histoire des pépinières Mercier : une passion familiale depuis 1890

Nuestra historia

Producir las mejores plantas no se improvisa

MERCIER, PASIÓN FAMILIAR POR LA VID DESDE 1890

Los Viveros Mercier nacieron en 1890 en Vix (Loira, Francia), impulsados por Anatole Mercier, auténtico apasionado por el injerto de la vid. Su hijo Roger continuó con el desarrollo de la compañía hasta 1970.

 

Bajo el impulso de Jean-Pierre Mercier y sus hermanos, la empresa conoció un desarrollo significativo. Fueron los primeros en comprender la importancia de la calidad sanitaria y la trazabilidad en la producción de las plantas de vid. El rigor y la experiencia en la producción de material vegetal permitirán a los vitivinicultores más exigentes mejorar la calidad de sus viñedos y vinos. Mercier también inauguró una nueva forma de relación entre el vitivinicultor y su viverista, basada en la técnica y la confianza.

 

Hoy dia, Mercier es reconocido por la calidad fisiológica y sanitaria de sus plantas de vid, el acompañamiento técnico y los servicios de apoyo, así como la amplia selección de material vegetal que propone.

 

MOMENTOS CLAVES

 

Década de 2020 : creación de nuevas variedades para construir una viticultura verdaderamente sostenible

  • Lanzamiento de la primera variedad naturalmente resistente Nathy®.
  • Inauguración del primer centro de multiplicación sin suelo que permite una trazabilidad y una calidad sanitaria absolutas, al tiempo que acelera el desarrollo de nuevas variedades y selecciones.
  • Mercier obtiene el reconocimiento oficial como establecimiento de selección y creación varietales.

Década de 2010 : reconocimiento oficial de los controles biológicos Mercier

  • Producción de las primeras plantas desinfectadas de hongos asociados con enfermedades de la madera (nacimiento de CleanPLANT®).
  • El proceso CleanPROCESS® es objeto de una patente internacional (número de publicación internacional WO2013/01105311).
  • La cepa trichoderma I-1237 inoculada de forma habitual en la gama ForcePLANT®, se convierte en el primer biofungicida homologado para el control de los patógenos asociados con enfermedades de la mader.

Década de 2000 : Mercier intensifica su I+D y se centra en las medidas de control biológico para fortalecer las defensas naturales y la calidad de las plantas

  • Lanzamiento de la gama CleanPLANT®.
  • Lanzamiento de la gama ForcePLANT®.
  • Lanzamiento de las primeras plantas en macetas micorrizadas especialmente desarrolladas para sustituciones: las Force9®.
  • Producción de las primeras plantas inoculadas con Trichoderma de la cepa I-1237.
  • Publicación de los primeros resultados de los trabajos de I+D en relación con el uso y la inoculación de Trichoderma de la cepa I-1237 en la vid.
  • Primeros ensayos de micorrización e inoculación de controles biológicos en plantas de vid.
  • Primeras pruebas de PCR parala detección de diversos patógenos de la vid.
  • Acreditación del laboratorio por COFRAC, norma ISO-17025 para la realización de las analisis ELISA.
  • Inauguración de las nuevas instalaciones del centro de I+D de Novatech (450 m2 de laboratorio, 150 m2 de taller y 500 m2 de invernaderos).

Década de 1990: Mercier es reconocido como líder en el campo de la calidad sanitaria y la trazabilidad

  • Creación de Mercier Argentina.
  • Mercier se convierte en líder a nivel europeo.
  • Mercier es el primer vivero en dominar el injerto en verde (injerto perfecto en savia ascendente que permite el desarrollo de una vascularización óptima entre el injerto y el portainjerto).

Década de 1980: Mercier apuesta por la calidad sanitaria y la trazabilidad para la producción de sus plantas de vid

  • Creación del establecimiento B para controlar el suministro de material vegetal (injertos y portainjertos).
  • Lanzamiento de la estrategia de autoabastecimiento con la plantación de parcelas de cepas madre de portainjertos e injertos.
  • Creación del laboratorio Novatech, centro de I+D y diagnóstico sanitario.
  • Inauguración de las agencias técnico-comerciales en Burdeos y el Sur.

1890: Anatole Mercier inicia la actividad de viverista vitícola, que será desarrollada posteriormente por su hijo

 

La aventura comienza con la crisis de la filoxera. Anatole Mercier se centra en su pasión por el injerto de la vid y decide formarse en Angulema. De vuelta en la explotación familiar, no tarda en replantar la finca. La calidad de sus injertos y plantas es tal que la demanda aumenta con una rapidez inusitada. A continuación, comienza a suministrar plantas a sus vecinos de Charente, el Loira, Burdeos, etc. Comienza la aventura de Mercier. Una pasión que se transmitirá de generación en generación.

prefooter_title_1

prefooter_desc_logo